De Italia a tu mesa: prepara rico tiramisú en vaso ¡Sin huevo y en solo 5 minutos!

Si quieres un postre sencillo, rápido y riquísimo, siguiendo la receta original, el tiramisú es la mejor opción. En menos de 5 minutos, tendrás un práctico vaso para todos tus comensales, quienes se chuparán los dedos con solo verlo. Sigue el paso a paso.

El tiramisú es un excelente postre italiano, sencillo de preparar y delicioso en su resultado. Hoy haremos una receta sencilla, rápida y muy rica: en solo 5 minutos, prepararás unos vasos con dicho postre para todos los comensales.

Si bien no es la receta original, sí es una gran versión del tiramisú, para el cual no necesitarás huevo, por ende ahorrarás tiempo en el procedimiento. No solo el armado del tiramisú será "antiderrames" al hacerlo en vasos, sino que en un abrir y cerrar de ojos tendrás una elaboración estupenda hasta para la vista.

Postre en 5 minutos: tiramisú en vaso.

Ingredientes:

Procedimiento:

  1. En un bol mezcla bien el queso mascarpone con el azúcar.
  2. En otro bol mezcla el café expreso con el licor de amaretto.
  3. Prepara 4 vasos de unos 200 ml de capacidad, van genial los vasos para chatos de vino.
  4. Empapa bien las soletillas troceadas en el café con licor y ve poniendo una capa en el fondo de cada vaso.
  5. Reparte la mitad de la crema entre los 4 vasos y, con ayuda de un colador, espolvorea con cacao.
  6. Pon otra capa de soletillas empapadas en café con licor.
  7. Reparte la crema de mascarpone restante entre los 4 vasos.
  8. Termina cada vaso espolvoreando con más cacao en polvo sin azúcar.
Tiramisú en vaso, un postre práctico y delicioso.

Si no tienes o no encuentras mascarpone, puedes mezclar 500 g de nata espesa con un par de cucharadas de zumo de limón y dejarlo reposar hasta que cuaje la nata. También puedes usar una crema de queso de sabor neutro.

Por otro lado, si bien el auténtico tiramisú se hace con unas galletas que se llaman savoiardi, se puede hacer un buen apaño con galletas o incluso con rebanadas de pan de molde blanco que se hayan puesto un poco duras. Si has conseguido las de la receta original, no hace falta que pongas azúcar en el café.

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias